Consejos para triunfar en el mundo del fútbol

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

Leo Messi
¿Quieres triunfar en el mundo del fútbol? Siguiendo estos consejos no te puedo garantizar que lo logres porque hay cientos de miles que están igual que tú, pero por lo menos irás en la buena dirección para lograr el sueño de muchos niños.

Existen muchos factores que influyen directa o indirectamente en tu carrera deportiva, algunos de los cuales son incontrolables. Otros, sin embargo, están en tu mano, así que debes hacer todo lo posible por armarte de constancia para alcanzar tu objetivo.

Trabajo

En esta vida no se consigue nada sin trabajo. Hay que pencar desde el primer día y no está permitido arrojar la toalla. Tu condición física depende de tu esfuerzo en los entrenamientos, así que deberías hacer todo lo posible para ponerte a tono en cualquier tipo de ejercicio. Los que se hacen con balón son los que más gustan, pero un futbolista debe ser consciente de lo importante que es realizar otros ejercicios en los que no hay balón de por medio. Un buen ejemplo de ello son los temidos fartlek, todo un clásico de pretemporada.

Cristiano Ronaldo entrenando

Constancia

Como he comentado anteriormente, no solo hay que trabajar duro, sino que hay que ser constante. Hay que creer en lo que se está haciendo y nunca desfallecer. En el mundo del fútbol hay buenos y malos momentos, así que hay que aprender a levantar la cabeza cuando las cosas no salen todo lo bien que uno espera.

Hay muchos casos de jugadores que cuando eran juveniles estuvieron a punto de dejarlo, pero de golpe y porrazo les llegó la oportunidad y supieron aprovecharla. No hay que perder nunca la esperanza.

Nada de excesos

Si quieres ser alguien jugando al fútbol, debes cuidarte. Es el secreto del éxito de algunas figuras de este deporte que han podido alargar sus carreras deportivas al máximo gracias a su disciplina lejos de los terrenos de juegos.

En esa disciplina entra no salir de noche a menos que seas Romario. Lo puedes hacer entre semana, pero nunca antes de un partido. Y por supuesto, debes cuidar tu dieta y evitar los excesos. No hay que obsesionarse, pero hay que saber que es mejor comerse un plato de pasta que una hamburguesa de tres pisos con bacon.

John Terry

Suerte

Como en todo en esta vida, una pizca de suerte nunca viene mal. Hay quienes no la han necesitado porque son talentos naturales, pero hay quienes la necesitan. Estar en el lugar adecuado en el momento oportuno puede ser sinónimo de fichar por un equipo de categoría.

En el factor suerte también se incluye el tema de las lesiones, que es uno de los más temidos por todos los futbolistas. Una carrera se puede ir a traste por culpa de una rotura de ligamentos. Conozco muchos casos de jugadores que han dejado de ser lo que eran por culpa de una lesión que les ha dejado más de medio año fuera de los terrenos de juego.

Calidad

Dependiendo de la posición en la que juegues, lo de la calidad será más o menos decisivo. Si eres central puede bastarte con ser contundente y disciplinado, pero si eres mediapunta y quieres llegar a vestir la camiseta de un grande, no te queda otra que ser un virtuoso con el balón.

La calidad es innata, pero también se puede entrenar. No llegarás a ser un Leo Messi sin tener su coordinación, pero podrás mejorar mucho en el uno contra uno si vas probando cosas y corriges errores.

Cesc Fabregas

Mezcla de humildad y descaro

La mentalidad no se puede pasar por alto. Ser humilde te puede abrir muchas puertas. Sin embargo, creo que también hay que tener una dosis de descaro para triunfar en el mundo del fútbol.

Si eres de los que no se atreven y tu mentalidad es pesimista, difícilmente crecerás futbolísticamente hablando. Sin embargo, si no te asusta nada cuando saltas a un terreno de juego y pruebas cosas sin miedo al qué dirán, podrás sorprender tanto a tus rivales como a quienes te observan desde la grada con una libreta en la mano. Gustan los jugadores verticales, los que tienen personalidad.

Representantes

Es un tema controvertido. Tener un buen padrino siempre va bien, aunque también te pueden arruinar la carrera. En ocasiones te recomiendan destinos en los que ganarás más dinero sin dar un paso al frente desde un punto de vista deportivo. Por eso no hay que fiarse al 100%. Hay que elegir a una persona que te represente actuando en función de tus intereses, no de los suyos. El mejor representante del mundo, o por lo menos el más popular, se llama Jorge Mendes y representa a futbolista de la talla de Cristiano Ronaldo, James Rodríguez, Diego Costa, David de Gea o Ángel Di María.

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *