Set para saciar la sed de Cristiano

Share on Facebook3Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

Cristiano Ronaldo celebrando un gol
Cristiano Ronaldo no se ha ido. Y si se fue, ayer regresó para dejar claro que nadie supera sus niveles de voracidad. Le vino muy bien al Madrid de Benítez, que sigue a dos puntos del Barça y sin encajar ni un solo gol. Once a favor y cero en contra, una diferencia de goles que asusta a cualquiera tras las dos últimas goleadas.

Poco Espanyol para tanto Cristiano

La víctima, el Espanyol, opuso menos resistencia de la esperada. El equipo entrenado por Sergio González sucumbió por 0-6 ante su público y se tuvo que rendir a la efectividad de Cristiano, que con sus cinco goles ya es el máximo realizador de esta Liga 2015-2016.

El partido se acabó a la media hora. El portugués inició su festival en el minuto 7 definiendo con mucha calidad ante Pau, que todavía no sabía lo que le esperaba. El segundo, en el 17, llegó desde el punto de penalti. El portero local adivinó el lado hacia el que disparó CR7, pero el balón iba tan bien colocado que no fue capaz de rechazarlo.

Cristiano penalti
Dos minutos más tarde subió al marcador el 0-3, el hat-trick del luso. Esta vez rematando un gran centro de Gareth Bale al corazón del área. Y antes del descanso, el 0-4 obra de Karim Benzema. La asistencia fue de Cristiano y el francés solo tuvo que empujarla.

Goleador histórico

El hombre de la tarde volvió a marcar en el minuto 60 y en el 81. Ya es el máximo goleador de la historia del Real Madrid en Liga, ya que su repóker le ha valido para superar a otra leyenda del madridismo: Raúl.

Las bajas y las rotaciones no afectaron

Así las cosas, podríamos decir que el Madrid no acusó las bajas de James Rodríguez y Danilo, además de la suplencia de Toni Kroos. Rafa Benítez, a diferencia de lo que hacía Carlo Ancelotti, quiere dar descanso a sus jugadores más importantes a lo largo de la temporada. Y hace bien, porque tres competiciones de nivel no se afrontan con garantías si no puedes tirar de fondo de armario con cierta regularidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *