¡De Gea sigue siendo del United por una chapuza!

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

David de Gea
Increíble lo que ha sucedido con el fichaje de David de Gea. El culebrón del verano estaba resuelto ayer por la tarde porque el Real Madrid y el Manchester United habían llegado a un acuerdo para su traspaso. Sin embargo, la documentación no llegó hasta las 23:59 horas y el Madrid la envió a la LFP a las 00:28 horas. Demasiado tarde porque el plazo para inscribir jugadores se cerraba a las 00:00 horas.

Tanta mandanga para nada

Lo que más les había costado era convencer a Keylor Navas, que se negaba a cambiar de aires. Sin embargo, el portero costarricense acabó aceptando la oferta del United para probar suerte en la Premier League. Todo parecía atado, pero se apuró tanto que el tiempo se les echó encima. ¿Resultado? Después de tanto follón, De Gea y Keylor Navas se quedan donde estaban.

El Madrid se había salido con la suya

Los ingleses se habían bajado los pantalones. Habían aceptado traspasar a su portero titular por 30 millones de euros, al tiempo que se comprometían con el fichaje de Keylor Navas, tasado en 15 millones de euros. Era la operación soñada por Florentino Pérez, pero las cosas se torcieron por culpa de una mala gestión. Hacer las cosas a última hora es cuanto menos peligroso.

De Gea y Van Gaal

Recurrirán a la FIFA

Después de hacer el ridículo, el Madrid no tira la toalla y recurrirá a la FIFA a lo largo del día de hoy. Quieren demostrar que recibieron la documentación del traspaso a las 23:59 horas, algo que no está muy claro que pueda servirles de pretexto para convencer a la LFP, que es la que debe aceptar la inscripción del portero madrileño. Mientras, el Palco de Honor del Santiago Bernabéu, decorado para la ocasión, no acogerá una presentación que estaba prevista a las 13:00 horas.

Un precedente poco alentador

La mala noticia es que ya hay un precedente que no acabó con final feliz. En el pasado mercado de invierno el Levante trató de fichar a Bryan Ruiz, con el que había llegado a un acuerdo. La documentación llegó tarde y recurrieron a la FIFA, pero el futbolista costarricense no se movió del Fulham porque sus alegaciones no llegaron a buen puerto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *