El Chelsea negocia la renovación de Cesc Fábregas

Cesc-Fabregas
Cesc Fábregas ya no es ningún chaval. Tiene 30 años y ha alcanzado la madurez futbolística necesaria para completar partidos tan buenos como los que está disputando con la camiseta del Chelsea esta temporada. La marcha de Nemanja Matic al Manchester United le ha dado la posibilidad de ser titular, algo que parecía imposible cuando Antonio Conte aterrizó en Stamford Bridge.

Titular a base de mucho trabajo

Se lo ha currado y ha conseguido lo que se proponía. Ahora solo le falta ir a la selección. Cesc es uno de los pilares del actual campeón de Inglaterra, un fijo en el centro del campo que reparte asistencias y marca goles para que el Chelsea no deje de ocupar una de las cuatro primeras posiciones de la clasificación.

18 meses de contrato

Su contrato expira el próximo 30 de junio de 2019 y eso significa que el club debe moverse cuanto antes para que renueve. De lo contrario, el próximo verano se vería en la obligación de traspasarlo para que no se fuera un año después a coste cero.

Mou sueña con un centro del campo conocido: Matic-Fábregas

José Mourinho quiere que cambie el Chelsea por el United y Roman Abramovich no está por la labor de concederle ese deseo. Quieren mejorar su salario y ofrecerle como mínimo dos años más de contrato, así que todo parece indicar que el ex del Barça no se moverá de Londres a menos que haya diferencias muy grandes entre las ofertas planteadas.

Mourinho-y-Cesc

Complicado renovar por más de un año

Hay que decir que el Chelsea tiene una política de renovaciones un tanto peculiar. Cuando un jugador tiene 30 años, solo puede aspirar a un nuevo contrato de 12 meses, aunque esa regla se rompió cuando Gary Cahill renovó por cuatro temporadas justo antes de cumplir los 29.

Teniendo en cuenta que hoy en día los jugadores ofrecen un gran nivel pasados los 30 años, creo que deberían ser flexibles y ofrecerle una renovación hasta 2021 o 2022. De lo contrario verán como otros clubes se llevan a jugadores como Cesc, ya que éstos no solo valoran el sueldo que van a percibir, sino también el número de años que van a firmar. De hecho, eso es lo que hizo que Pepe dejara el Madrid para comprometerse con el Fenerbahçe.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.