Patadas y puñetazos en un “amistoso” sub-20 entre México e Irlanda del Norte

Mexico Irlanda del Norte
La imagen que ves sobre estas líneas no refleja lo que sucedió en el partido que disputaron las selecciones sub-20 de México e Irlanda del Norte en la Milk Cup. Eso no es más que un simple lance del partido en el que no hay ni un ápice de maldad.

Lo malo llegó se calentaron más de la cuenta y empezó el baile de patadas y puñetazos a la salida de un córner. Más que jugadores de fútbol parecían luchadores de K2. Hubo para todos los gustos y el que salió peor parado fue el ‘9’ de Irlanda del Norte, que se llevó una brutal paliza cuando estaba en el suelo. Un cobarde, barriobajero y macarra jugador mexicano le dio una patada por la espalda con el árbitro a un de un metro de distancia.

Tres mexicanos y un norirlandés expulsados

Ese jugador fue expulsado junto a dos compañeros más. Raúl Monala Gudino, Carlos Arreola y Kevin Gutierrez vieron la cartulina roja, y por parte de los norirlandeses fue Robbie McDaid quien se vio obligado a abandonar el césped por culpa de su mal comportamiento.

Tim Marshall, el árbitro del partido que se suponía que era amistoso y que terminó con el resultado de 2-1 para los europeos, no podía dar crédito a lo que estaba viendo y no daba abasto tomando nota. Por suerte el vídeo que verás a continuación sirve para hablar de culpables y espero que el organismo competente entre de oficio para que salvajadas de este tipo no se vuelvan a repetir nunca más en un campo de fútbol. El mordisco de Luis Suárez es una caricia al lado de la brutal patada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.