Zidane sigue siendo Zidane


Hay tres cosas que no se olvidan en esta vida: ir en bicicleta, nadar y jugar a fútbol. Zinedine Zidane acaba de demostrar la tercera con una jugada de esas que sólo están al alcance de unos pocos. El ex del Real Madrid “humilló” a un joven portero durante una sesión de entrenamiento en la que participó. Lo regateó hasta la saciedad y terminó marcando con una sutil cuchara que bien le pudo haber enseñado Raúl, aunque creo que a este hombre no le han tenido que enseñar a hacer nada con un balón en los pies. Por algo figura en la cabecera de Liga Fútbol…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.