El Barça sentencia en el Emirates

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

Arsenal Barcelona
Da la sensación de que Arsène Wenger se quedará fuera de la Champions League en octavos de final por sexto año consecutivo. El Barça no era un rival propicio para acabar con la mala racha, y anoche se confirmó la teoría. Los de Luis Enrique fueron superiores y gozaron de las mejores ocasiones durante los 90 minutos, si bien es cierto que los locales también pudieron marcar algún que otro gol en varios arreones.

Primer tiempo de tanteo

La primera parte fue más bien aburrida. Ninguno de los dos equipos quiso arriesgar más de la cuenta y el orden fue la nota predominante. El Arsenal pudo apretar todo lo que quiso y más porque los jugadores estaban frescos, cosa que no pasó en el segundo tiempo, cuando las ayudas ya no llegaban y los espacios abundaban.

Petr Cech y Marc-André ter Stegen se mostraron seguros bajo palos. El portero alemán fue clave en un remate de cabeza de Olivier Giroud que fue capaz de despejar cuando todo el Emirates empezaba a celebrar el gol. Demostró que es un portero fiable que el Barça no debería dejar escapar así como así.

Segundo tiempo de espctáculo

La segunda parte fue un espectáculo para todos los aficionados al fútbol. Fue un toma y daca, un duelo de poder a poder en el que el Arsenal podía salir perdiendo. Y así fue. Andrés Iniesta prolongó un balón cabeceado por Gerard Piqué en defensa y Neymar se encargó de dársela a Luis Suárez, que sin pensárselo demasiado se la devolvió al brasileño para que hiciera el resto.

Ney vio como Leo Messi subía por la banda derecha libre de marca, así que se la puso para que definiera como solo los mejores saben definir. El argentino no se puso nervioso y optó por controlar el balón ante Cech en una situación en la que el 99,9% de los futbolistas disparan. Dejó el balón muerto y a Cech patinando a contrapié, lo que le permitió disparar a portería vacía, con la única preocupación de que Nacho Monreal pudiera sacarla bajo palos.

Leo Messi gol
Eso pasó en el minuto 71 y supuso un varapalo para el Arsneal, que sin embargo lo siguió intentando. Wenger retiró del campo a Giroud e introdujo a Danny Welbeck, pero el cambio no surgió efecto a pesar de los detalles de calidad que dejó el internacional inglés, que tras varios meses lesionado trata de recuperar su mejor versión.

Flamini metió la pata

La estocada definitiva, la que deja la eliminatoria casi imposible para el Arsenal, llegó tras un penalti de Mathieu Flamini, que acababa de entrar al terreno de juego. Al francés le pilló algo frío una acción dentro del área en la que Per Mertesacker despejó un balón y lo dejó muerto. Messi se dio cuenta y trató de llegar a él lo antes posible. Lo logró anticipándose a un Flamini que iba a despejar y cometió penalti al golpear claramente la pierna del mejor jugador del mundo. El árbitro, el turco Cüneyt Çakir, no se lo pensó dos veces a la hora de señalar la pena máxima.

Messi penalti
El encargado de convertir el penalti fue un Messi que se quitó la espina que tenía clavada con Cech, al que no le había marcado ni un solo gol en los seis partidos que habían disputado con anterioridad. Engañó al checo y se fue a celebrarlo con los aficionados del Barça que viajaron a Londres, una ciudad que trae muy buenos recuerdos a los culés.

Los mejores del partido

Si tengo que destacar a dos jugadores, uno de cada equipo, me quedo con Messi y con Héctor Bellerín. El ’10’ del Barça volvió a tirar del carro y asumió toda la responsabilidad en un día en el que Neymar y Suárez no estuvieron finos de cara a puerta. Bellerín, por su parte, demostró ser un lateral derecho muy fiable tanto en defensa como en ataque, un hombre que tarde o temprano acabará vistiendo los colores de ‘La Roja’ (solo tiene 20 años).

¿Milagro en el Camp Nou?

En el fútbol no hay nada imposible y el Arsenal tiene grandes jugadores, pero a este Barça es muy difícil levantarle un 0-2. Más que nada porque genera ocasiones de gol claras en cada partido, así muy bien tendrán que hacer las cosas los de Wenger para superar una eliminatoria que desde el principio tenía un claro favorito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *