El Madrid destroza al Barça


El Real Madrid demostró por qué es el campeón de la presente Liga. Arrolló al Barça endosándole 4 goles y dando un auténtico recital de fútbol. Los azulgranas lograron maquillar el resultado a falta de 3 minutos gracias a un gol de Henry. La historia finalizó con un 4-1 y fiesta blanca por todo lo alto.


El choque se inició con el esperado pasillo al campeón. Con el Santiago Bernabéu acordándose del ‘borrado’ Samuel Eto’o, los locales disfrutaron de los aplausos de su eterno rival. Pero los aplausos continuarían tras iniciarse el partido por parte de la grada. El Madrid jugó un partidazo memorable y pronto abrió brecha en el marcador. Raúl adelantó a los suyos en el minuto 12 gracias a un disparo ajustado ante el que nada pudo hacer Victor Valdés. Poco más tarde, Robben volvía a hacer sangre con un remate de cabeza que sorprendió a la defensa azulgrana, muy despistada y pasiva en el día de hoy.


La segunda mitad se inició con el mismo guión arrollador. El Madrid salió a por todas intentando brindar una manita a su público y a punto estuvo de conseguirlo. Toque tras toque fueron llegando las ocasiones hasta que Higuaín ingresó en el terreno de juego para marcar el 3-0 nada más salir. Seguía el festival en el Bernabéu. A falta de 12 minutos, Pérez Burrul señaló penalti por unas manos de Puyol. Van Nistelrooy, que regresaba tras su grave lesión, no falló y clavó el cuarto. La gente pedía el quinto y parecía que iba a llegar. Pero no fue así, un gran Messi asistió a Henry y el francés no desafinó en un mano a mano ante Casillas y logró el gol del honor. 4-1 final y dos caras bien distintas sobre el césped del Santiago Bernabéu.


Este Barça ha tocado fondo. Ha dado una imagen pésima con jugadores que ni siquiera corrían por el campo. Eso por no hablar de los que se han ‘borrado’ del partido o de otros que andan de fiesta en fiesta. En fin, mucho tienen que cambiar las cosas en Can Barça para que vuelvan a disfrutar de un equipo campeón que se entrega en el campo. Guardiola tendrá una importante papeleta. El único que se salvó en el día de hoy fue Leo Messi. Fue descarado y llevó el poco peligro que los azulgrana hicieron en el partido de hoy.


Por su parte, el Madrid jugó uno de sus mejores partidos de la temporada haciendo gala de un fútbol muy atractivo. Con Casillas casi de espectador y un medio campo de lujo que cortaba y repartía, los hombres desequilibrantes en ataque se encargaron de hacer el resto. Quizás no tienen tanta calidad como los jugadores del Barça si miramos hombre por hombre, pero tienen una garra, unas ganas de ganar y un espíritu colectivo que hacen que este Madrid haya sido imparable esta temporada. Una vez más, FELICIDADES.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.