Goleada del Barça al Celtic con un Neymar estelar


No hay nada mejor que una goleada en Champions para olvidar las dos derrotas que había sufrido el Barça en las últimas fechas. Como tampoco hay nada mejor que tener a Neymar para olvidarte de que tu mejor jugador (Leo Messi) está lesionado y no volverá a enfundarse la camiseta en un partido oficial hasta el año que viene.

Los azulgrana fueron muy superiores a un Celtic de Glasgow que llegaba al Camp Nou sin opciones de nada. Con tres puntos y con el Ajax a cuatro, ni siquiera podían disputar la Europa League, así que se dedicaron a disfrutar de un partido que al final se les hizo más largo que un día sin pan.

Noche perfecta para curar las heridas


El resultado final fue de 6-1 porque Samaras marcó el gol del honor a dos minutos para el final. El griego cabeceó una falta lateral muy bien lanzada, pero antes pasaron demasiadas cosas como para que el Celtic pudiera obtener algo bueno.

Neymar bailó samba sobre el césped

La estrella fue Neymar, aunque en el primer gol poco tuvo que ver. Gerard Piqué abrió el marcador en el minuto 7 tras aprovechar un rechace en una jugada un tanto embarullada. Acto seguido llegó el 2-0 de Pedro a pase de Neymar (le hizo un traje a Ambrose), y justo antes del descanso fue el brasileño quien se estrenó. Marcó a placer tras una gran asistencia de Montoya, que se la puso en el área pequeña para que solo tuviera que empujarla.


Su festival continuó tras la reanudación. El 4-0 fue una obra de arte. Combinó con Xavi Hernández de espaldas y la puso muy cerca de la escuadra con un disparo envenenado con su pierna izquierda. El Camp Nou se rindió a su magia, la misma que en su día tenían otros brasileños como Romario, Ronaldo, Rivaldo o Ronaldinho.

El hat-trick lo logró tras hacerle un caño a Ambrose, que no podrá decir a sus nietos que tuvo una noche plácida. Le dejó clavado y definió ante la salida de Forster para anotar el 5-0. Luego llegó el gol de Cristian Tello, que debe aprovechar al máximo los pocos minutos que le da el ‘Tata Martino’.

El Milan se clasifica tras empatar a cero

El Milan sufrió tal y como estaba escrito en el guión. Ya no es aquel grande de Europa que va metiendo miedo y es intocable en San Siro. El Ajax estuvo a punto de pasarle la mano por la cara, pero al final el marcador no se movió.

Los italianos jugaron con un hombre menos desde el minuto 30 por culpa de la expulsión de Ambrosini, que se excedió en una dura entrada al ex sevillista Poulsen. Los minutos fueron pasando y al Milan no le fue nada mal lo de recurrir al catenaccio. Resistieron todas las embestidas de los holandeses y se metieron en el sorteo del próximo lunes. Eso sí, que no se piensen que los primeros de grupo temen cruzarse con ellos. A estas alturas podríamos decir que es uno de los equipos más asequibles. Nada que ver con Arsenal y Manchester City, dos cocos en toda regla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.