El Barça adelanta el Black Friday para vender a Griezmann

Griezmann-suplente
Las cosas no pueden seguir como están. Lo saben Joan Laporta y Enrique Cerezo, que están condenados a entenderse para desbloquear la situación de Antoine Griezmann, un jugador que ha traído más dolores de cabeza que otra cosa a ambos clubes.

Como seguramente ya sabrás, el Cholo Simeone se ve en la obligación de utilizar al francés a partir del minuto 63 de todos los partidos que está disputando, ya que los rojiblancos no quieren que supere el número de partidos que les obligaría por contrato a ejercer la opción de compra, que está tasada en 40 millones de euros. Por suerte, el problema podría resolverse si ambos presidentes ponen de su parte.

En busca del precio justo

De momento dicen que el Barça ya ha dado el primer paso. Saben que Griezmann no tiene un valor de mercado de 40 millones de euros. En primer lugar porque ya tiene 31 años, y en segundo lugar porque ellos mismos se dieron cuenta de que es un futbolista sobrevalorado, un buen delantero que un día se vino tan arriba que fue capaz de decir que podía comer en la misma mesa que Cristiano Ronaldo y Leo Messi.

Por lo visto, el club catalán quiere mostrar su buena predisposición ofreciendo una rebaja considerable. Se rumorea que por 25 millones de euros aceptarían la marcha definitiva de Griezmann, todo ello siempre y cuando se cierre antes del fin de semana del 7 y 8 de enero, que es cuando el Barça visita el Metropolitano.

Griezmann-celebrando-un-gol

Simeone y Griezmann cruzan los dedos

Como es lógico, no solo Simeone está deseando poder alinear a su ojito derecho desde el inicio, sino que el propio ‘8’ rojiblanco estallaría de alegría al saber que podría jugar los minutos que necesita para estar en el próximo Mundial de Qatar. A lo tonto a lo tonto dicha competición puede peligrar si no llega en plenitud de facultades, aunque por ahora Didier Deschamps mantiene su confianza.

Griezmann tiene contrato con el Barça hasta el 30 de junio de 2024. El principal motivo por el que no está en la plantilla de Xavi Hernández es sencillo: cobra mucho dinero para lo poco que aporta. Por ello, y temiendo que la temporada que viene pueda marcharse libre sin dejar ni un solo euro en las arcas del club, han adelantado el Black Friday para convencer a Cerezo y su directiva.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.